Netanyahu crea un comité para estudiar aplicación de pena capital a terroristas en Israel

En Israel la pena capital está reservada únicamente para genocidas nazis, traidores que pongan la seguridad del Estado en peligro durante tiempos de guerra, y autores de actos de terrorismo masivo.


El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, ha creado un comité para estudiar la aplicación de la pena de muerte a convictos de terrorismo, según una demanda del partido nacionalista Israel Beitenu que será elevada hoy a votación en una comisión ministerial.

La decisión de Netanyahu sigue a las advertencias de varios de los ministros más derechistas de su partido Likud de que iban a votar a favor de la propuesta de quien fuera ministro de Exteriores hasta hace cuatro meses, Avigdor Lieberman.


"Han terminado los días de campamento de verano en las cárceles", afirmó hoy Lieberman, en la oposición, al pedir el apoyo de los partidos nacionalistas en el Ejecutivo y tras obtener el apoyo público de al menos tres de los ministros.

Proyecto bandera de su última campaña electoral, el ex ministro de Exteriores quiere que el parlamento israelí apruebe la aplicación de la pena de muerte para delitos de terrorismo.

En Israel la pena capital está reservada únicamente para genocidas nazis, traidores que pongan la seguridad del Estado en peligro durante tiempos de guerra, y autores de actos de terrorismo masivo.

Hasta ahora sólo se ha aplicado en una ocasión al jerarca nazi Adolf Eichmann, en 1962.

Si la comisión ministerial aprueba la propuesta, en contra de la opinión de Netanyahu y del asesor jurídico del Gobierno, Yehuda Wainstein, el proyecto pasaría a la Kneset para su tramitación parlamentaria.

El primer ministro anunció la creación del comité de estudio en una reunión esta mañana con los diputados de su partido, en un claro intento de frenar la iniciativa sin que llegue a votación.

"Netanyahu trata de enterrar nuestra propuesta y no lo aceptaremos", aseguraron fuentes de Israel Beitenu a medios locales, al asegurar que el documento no será retirado de la comisión ministerial.

Según un acuerdo entre el jefe del gobierno y los ministros que la apoyan, en caso de que la propuesta no sea retirada habrán de votar en contra, lo que hará que no prospere hasta su estudio por el comité especializado.

Entradas populares