Encuentran una inscripción de la época del rey David en el Valle de Elah

Los trabajo de investigación se llevaron a cabo en el Departamento de Tratamiento de Objetos, en los laboratorios de la Autoridad de Antigüedades de Israel


Una inscripción de los tiempos del rey David ha sido encontrada en Khirbet Qeiyafain, en el Valle de Elah. Un jarrón de cerámica de 3.000 años de antigüedad que estaba roto en varios fragmentos, fue encontrado en unas excavaciones dirigidas por el profesor Yosef Garfinkel del Instituto de Arqueología de Universidad Hebrea y Saar Ganor de la Autoridad de Antigüedades de Israel. 

Letras escritas en la antigua lengua de Canaán podían ser observadas en los diferentes fragmentos, despertando así la curiosidad entre los investigadores.

Los trabajo de investigación se llevaron a cabo en el Departamento de Tratamiento de Objetos, en los laboratorios de la Autoridad de Antigüedades de Israel. Se fueron pegando cientos de trozos de cerámica para formar un jarrón y una vez que se terminó con la reconstrucción se pudo leer la descripción: Eshba’al Ben Bada’.


De acuerdo con el Professor Yosef Garfinkel, es la primera vez que aparece el nombre de Eshaba’al en una antigua inscripción del país. Eshba’al Ben Shaul, que gobernó Israel durante el mismo tiempo que David, es conocido por los relatos bíblicos. Eshba’ al fue asesinado y decapitado, y su cabeza fue llevada a David a Hebrón. Es interesante apuntar que el nombre de Eshba’al aparece en la Biblia y que ahora también aparece en el registro arqueológico.

El nombre de Beda’ es único y no se ha encontrado en inscripciones antiguas ni en la tradición bíblica.

De acuerdo con los investigadores, el hecho de que el nombre de Eshba’al fuera grabado en un jarrón sugiere que era una persona de gran importancia. Parece ser que había sido el dueño de una finca bastante grande y que el producto que obtenía era recogido, empaquetado y transportado en jarrones en los que estaba tallado su nombre. Esta es la prueba de la estratificación social durante la formación del reino de Judea.

Garfinkel y Ganor añaden: “En el II libro de Samuel hay una reticencia por usar el nombre de Eshba’al, que recuerda al nombre del Dios Ba’al, y el nombre original cambió a Ish-Bashat, pero el nombre original de Eshba’al fue preservado en el Libro de las Crónicas. El nombre del caudillo militar Gideon Ben Joash fue cambiado por el de Jerrubaal a Jerubesheth“.

Khirbet Qeiyafais se identifica con la ciudad bíblica de Sha’arayim. Durante diferentes temporadas de excavaciones dirigidas por Yosef Garfinkel y Saar Ganor, descubrieron una ciudad fortaleza, dos puertas, un palacio y un almacén. En 2008 la inscripción de Hebreo más antigua fue desenterrada allí.

En los últimos años cuatro inscripciones han sido encontradas; dos de Khibet Qeiyafa, una de Jerusalén y una de Bet Shemesh. Los investigadores aseguran que estos descubrimientos cambian la comprensión de la distribución de la escritura durante el reino de Judea y ahora está claro que la escritura se extendió de una manera más amplia de lo que se había pensado.

Entradas populares