El Estado Islámico destruye dos mausoleos en Palmira

En una imagen enviada por los mismos militantes de ISIS que ya ha sido verificada, se muestran a dos de ellos sobre las ruinas de uno de los mausoleos destruidos.


Maamoun Abdulkarim, jefe del Departamento de Antigüedades y Museos de Siria, explicó a AP que el Estado Islámico destruyó dos mausoleos históricos en Palmira, aumentando los temores de que las ruinas romanas de la ciudad se encuentren entre sus siguientes objetivos.

Abdulkarim comentó que el primer mausoleo situado al norte de Palmira, corresponde con la tumba de Mohammad Bin Ali, un descendiente del Iman Ali, primo del Profeta Mahoma y santo chiita profundamente venerado.

La segunda tumba está más cercana a la zona arqueológica de la ciudad y era el sitio de descanso del erudito sufí Nizar Abu Bahaa Eddine, quien vivió en Palmira hace 500 años.

Hay que destacar que los militantes del Estado Islámico son sunitas que siguen una interpretación radical del Islam, que ven las tumbas y los santuarios religiosos como contrarios a su visión al permitir la idolatría. Al mismo tiempo, ven a los chiitas como herejes y a los seguidores de las órdenes místicas sufíes como desviados.

Desde que el Estado Islámico capturó Palmira el mes pasado, se extendió el temor de que destruyan el impresionante legado arqueológico de la ciudad que alguna vez supo ser uno de los sitios turísticos más importantes de Medio Oriente.

A comienzos de esta semana, Abdulkarim dijo que recibió “noticias no oficiales” desde Palmira en donde los militantes del EI tenían planeado volar la ciudad, lo que le llevó a contactar a los jefes tribales de la zona para intentar disuadirlos.

Por otra parte, el Estado Islámico comunicó al momento de capturar Palmira que no tenían planeado destruir las ruinas ya que “no representan religiosidad ni se prestan para la idolatría“, al ser solo restos de viviendas.

Entradas populares