Puntos clave a la hora de contratar una hipoteca

Si está buscando una hipoteca hay que tener varios puntos en cuenta


El mercado de vivienda sigue dando datos positivos con cuentagotas. Si a principios de semana conocimos que el precio de la vivienda volvía a subir en el segundo trimestre, un 0,8%, después de seis años, ayer el Instituto Nacional de Estadística (INE) confirmó la recuperación del sector.

La compraventa de viviendas aumentó un 10,7% el mes de julio respecto al mismo mes de 2013, hasta un total de 28.583 operaciones, gracias al impulso del mercado de segunda mano.

El repunte interanual de julio es el cinco consecutivo tras los experimentados en marzo, abril, mayo y junio, cuando la compraventa de viviendas subió más de un 22%, un 5%, un 5,4% y un 8,8%, respectivamente, poniendo fin a diez meses seguidos de caídas interanuales.

Si está buscando una hipoteca hay que tener varios puntos en cuenta:

Una hipoteca variable. Las fijas resultan demasiado caras. Las hipotecas a tipo fijo pueden cobrar hasta un 5% mínimo.

Una hipoteca referenciada a Euríbor. El IRPH es mucho más alto. La media de septiembre del indicador, tras la bajada de tipos por parte del BCE se encuentra en el 0,366%.

Un diferencial lo más bajo posible. En la actualidad se pueden encontrar diferenciales por debajo del 2%.

Un plazo inicial a interés fijo lo más corto posible, o inexistente. La mayoría de ofertas a tipo variable obligan a pasar 1, 2 o 3 años a tipo fijo, lo que suele aumentar el coste de la operación.

Una hipoteca sin cláusula suelo. Impediría que pagaras menos cuando bajara el Euríbor.

En cuanto a la financiación, la mayoría de bancos y cajas financian hoy día hasta el 80% del valor de tasación de la vivienda, pero podemos encontrarnos con hipotecas que llegan al 100%, normalmente para pisos de bancos. Las hipotecas 100% suelen cobrar más intereses, pero pueden ser una buena opción si no se tienen ahorros.

Otro aspecto fundamental es la ausencia de las comisiones. El futuro hipotecado debería descartar las que cobren comisión de apertura . Además, si piensa que las hipotecas todavía pueden bajar la mejor opción es comisión de subrogación del 0 % que te dejará la puerta libre cuando quieras cambiar de banco.

Por último y no menos importante muchos bancos ofrecen reducir el diferencial de sus hipotecas al contratar seguros y otros productos vinculados. Los expertos recomiendas hacer cálculos para ver cuánto cuestan los seguros que han que contratar y si merece sin el diferencial bonificado. En todo caso, no todos los productos vinculados son iguales : si nos piden domiciliar la nómina, los recibos y firmar un seguro de hogar, seguramente nos saldrá más barato que si piden un seguro de vida y uno de protección de pagos. 

Entradas populares