Ser MBA te abre puertas en el extranjero

Un posgrado ofrece contactos y está muy bien valorado en el exterior, donde están los empleos


by mrsiraphol, freedigitalphotos.net
El Master in Business Administration (MBA) puede ofrecer una red de contactos potente, incluso internacional, para dar un salto profesional”. Esta es la opinión de Alberto Terrón, jefe de equipo de Randstad Professional.

Estos estudios tanto los enfocados a veinteañeros con poca experiencia como en su versión executive para cargos medios con años de trabajo a sus espaldas, siempre se han visto como una oportunidad para relanzar una carrera. Pero con el alto nivel de desempleo y los escasos movimientos en las empresas, ¿merece la pena gastarse miles en ellos?

Dependiendo del prestigio de la escuela, puede ir desde una decena de miles de euros hasta 50.000 en los mejores centros españoles, o acercarse a los 100.000 para los executive globales, en los que los alumnos tienen clase en diferentes escuelas de Europa, Asia y América a lo largo del programa.

“Era algo que quería hacer para abrirme puertas”, confiesa Pau Serrat, nacido en 1988, estudiante de un MBA full-time en ESADE. Anteriormente, trabajó en Henkel y Oysho (Inditex). Él ya estudió Administración de Empresas en la universidad, pero como no tenía clara una especialización, apostó por este posgrado. ¿Y merece la pena pagar 60.000 euros? “Creo que sí. A largo plazo supongo que lo voy a recuperar. 

Algunos estudios dicen que no, pero en ESADE la mejora salarial media es de un 129%”, asegura como uno de los motivos para haber elegido este centro. “Desde luego tengo miedo de no amortizarlo. En España es difícil. Es más fácil en Europa”. De hecho, ya ha tenido los primeros contactos para hacer las prácticas en el extranjero. “En España no encuentro nada”.

Gloria Batlló, directora de programas de MBA en ESADE, explica que el perfil del alumno de estos cursos a tiempo completo es de 28 años de media, con cuatro de experiencia. “Después de la crisis, un MBA es una condición necesaria, pero no suficiente, para encontrar trabajo. Antes había escasez de talento, algo que se ha mitigado”, relata. 

Ella recomienda estos estudios a quien quiera impulsar su vida con un cambio de sector, de función dentro de su empresa o para montar su propia compañía. Afirma que hay oportunidades en el exterior, donde estos profesionales pueden ganar un promedio, como mínimo, de un 15% o un 20% más que en España (alrededor de los 80.000 fuera y entre 40.000 y 60.000 aquí).

Respecto a otro tipo de posgrados, más especializados, Santiago Ramón, director general del Centro Internacional de Formación Financiera (CIFF), destaca que mejoran las posibilidades de los recién licenciados: “Son la última oportunidad de ganar empleabilidad”, aunque reconoce que ahora hay menos personas con dinero para pagar estos estudios.

Entradas populares